Si nos reconocemos seres sociales, entonces es imperativo aceptar que debemos aprender a relacionarnos, pues por el hecho de haber nacido en alguna ciudad conformada or miles o millones de habitantes, eso no nos da ninguna garantía de que nuestras relaciones van a ser un éxito, así como tampoco por el hecho de aprender un lenguaje como es el castellano o ya comunmente conocido como español que lo practican millones de seres humanos, no hay garantía de que tengamos una buena comunicación. Sabernos relacionar como comunicarse bien hay que aprenderlo.

En estos subsiguientes días vamos a abordar aspectos que tienen que ver con la forma adecuada de relacionarse con nuestros semejantes, ser agradables a los ojos de los demás, hacer sentir cóodos a aquellos que nos aconpañan, y poder influir en ellos son causar resentimientos, críticas o burlas.

Cabe preguntarse, ¿Qué son las relaciones humanas? Se pueden encontrar múltiples definiciiones, pero se entiende como la capacidad y habilidad personal para establecer contacto, mantener y fortalecer el vínculo formado con otros seres humanos. El tiempo que marcará el periodo en el que se mantenga esa relación, que puede ser instantáneo, momentáneo o permanente;la duración, esto es, cuando se dan de manera accidentales, casuales, esporádicas, frecuentes o continuas y que con base a esto será débil o sólida, pues la calidad de la presencia fortalecerá o no el vínculo;otro factor es el significado, esto quiere decir que la persona con la que nos relacionamos se le tiene una estima, un aprecio por lo que ésta significa para uno, ya sea, determinado por el vínculo familiar, laboral, social o por alguna experiencia importante; el agradecimiento es otro factor que ayuda a nutrir el vínculo social, dado por alguna causa que nos generó en lo personal un determinado beneficio.

Lo importante es darse cuenta que toda relación puede nutrir nuestro sentido de vida si nosotros mismos lo permitimos, pues el primer afortunado de disponer de alguien conquien puede uno establecer una comunicación profunda en momentos difíciles o de confusión, tener a un ser huamno con quien compartirse y sentirse escuchado, contar con el apoyo de un individuo a nuestro alrededor para compartir tiempo, espacio y situaciones evitando así la soledad, poseer personas a nuestro alrededor que nos permitan expandirnos sentimentalmente al grado de amarles más allá de nuestras propias personas, hacer uso de  personas capces que nos puedan enseñar u oreintar ante asuntos que se ignoren y demás causas que sean a nuestro favor.

Para eso hay que aprender a conducirse ante los demás, y Dale Carnegie sugiere en su vasta experiencia, considerar varias reglas de comportamiento que ayudan a mantener lazos sociales sanos y estos son:

  1. No criticar ni juzgar a los demás
  2. Demuestre aprecio de manera auténtica
  3. Despierte en los demás un deseo vehemente

Así, usted contribuirá seriamente a tener buenas relaciones humanas, sean en el ámbito familiar, laboral o social. Es por ello que, si las relaciones humanas nos dan gran aporte de diferentes maneras a nuestro existencia, y nos llegan incluso a hacernos sentir amados y apreciados, lo fundamental es sabernos comportar adecuadamente con los demás, tratarles bien al margen de situaciones difíciles, tensioanates o frustrantes en las que podamos caer.

At vero eos et accusamus et iusto odio digni goikussimos ducimus qui to bonfo blanditiis praese. Ntium voluum deleniti atque.

Melbourne, Australia
(Sat - Thursday)
(10am - 05 pm)
Melbourne, Australia
(Sat - Thursday)
(10am - 05 pm)
X
×